30 junio 2013

El Imperio de los Sentidos (1976)

FILMOGRAFÍA NAGISA OSHIMA ._ Al cerrar su productora, Oshima crea una división en su filmografía. Pasa 4 años en esta nueva empreitada para escandalizar. Hay que situarse en la época de los 70’s para poder entender su impacto. Después del bleblebleu que supuso la mantequilla de Bertolucci, Oshima va más allá con la intención de enfrentar la censura nipona. Filma escenas de sexo explicito y le prohiben la película, terminando su postproducción en suelo galo y la presenta como Francesa. No sé si la intención de Nagisa iba más allá de su pelea doméstica, lo cierto es que "el bochinche" le valió el mundo. Terminen Uds de hacer juicio después de verla y analizar el contexto. (Bruz)
The Realm of the Senses [Ai no korîda] aka L'Empire des Sens
 Ai no korîda
(1976) on IMDb
AÑO: 1976
DURACIÓN: 109 min.
PAÍS: Japón.
DIRECTOR: Nagisa Ôshima
GUIÓN: Nagisa Oshima
MÚSICA: Minoru Miki.
FOTOGRAFÍA: Hideo Ito.
ELENCO: Eiko Matsuda, Tatsuya Fuji, Aoi Nakajima, Taiji Tonoyama, Kanae Kobayashi, Melka Seri.
PRODUCTORA: Argos Films / Shibata Organisation / Oshima Productions.
PREMIOS: Premio Especial del Jurado en el Festival de Cine de Chicago 1976; Trofeo del Sur 1976 del Instituto Britanico de Cine; Premio Hochi al Mejor Actor en 1976.

Una pareja de amantes vive una historia de amor llevada hasta límites inimaginables. La pasión se ha adueñado de ellos. El sexo ha pasado a ser lo único importante de sus vidas. Las ansias de la mujer por poseer a su hombre parecen inagotables y crecen cada día más hasta llegar a confundir el placer con el dolor. (FILMAFFINITY)

Revisa otras críticas en FILMAFFINITY

-------------------------------------------------------
Ai no korîda (1976) / Audio Original – Subt. en Español / DVDrip > rmvb
385 Mb en 2 Partes / No Password / Servidor de Download: Depositfile

 DOWNLOAD FILM FREE
-------------------------------------------------------

6 comentarios:

luis ayala dijo...

Descargando, muchas gracias

Saludos desde México

Mariano dijo...

Hacía tiempo que quería ver esta película. Me sorprendió porque no me esperaba que fuera tan explícita, es fuerte hoy, me imagino lo que debe haber impactado hace más de treinta años. Muy bien filmada y muy bien los protagonistas, que más allá de las escenas de sexo supieron hacer creíble el tipo de relación que los unía. Gracias por compartir.

Alejandro Aristizabal dijo...

...fue la primera película que vi del director, y fue hace mucho tiempo, lastima que para esa época no era tan fanático del cine oriental.

carras carrasgas dijo...

Primeramente mis felicitaciones al creador del blog. Nos permites apreciar un cine esquivo para la mayoría, cine muy bueno, bien hecho y con un significado superior al que tenemos que soportar en las salas de nuestro país y las pantalla del televisor.

Sobre la película debo decir que es una obra inquietante, que muestra los excesos posibles adonde podemos llegar hartos de amor, pasión y necesidad. Nuevamente gracias.

Nelson dijo...

Me encanta el cine japones, han producido verdaderas joyas, por mencionar una de este director: Feliz Navidad, Señor Lawrence, ¡que gran pelicula con David Bowie! pero tengo que aceptar que esta no me gusto, no tiene nada que ver el sexo explicito, no es esa la razon. Creo que no llegue a entender a los personajes totalmente quizas al final entendi al personaje del hombre que a mi juicio sufria una especie de depresion pero en verdad todo lo demas no lo pude entender totalmente. Saludos y gracias por traernos todas estas peliculas tan dificiles de encontrar en cualquier otra parte

César Padilla dijo...

Hola a todos, gracias por la oportunidad de ver este tipo de películas, que a mi manera de ver, es lo que le da el sentido al cine.
No soy muy conocedor del cine japonés (sólo había visto algunas de Kaneto Shindo). Debo confesar que no conocía a Oshima, pero me sorprendió la belleza con la que expuso la historia de Abe Sada. Yo sé que a mucha gente le escandalizan las escenas de sexo explícito, pero en este caso creo que son fundamentales para poder identificarse con la pasión de los personajes. El cince no es un arte efímero; debe aspirar a motivar la reflexión en el espectador. Y esta película lo logra.
Saludos,
El César